Extrañas prácticas sexuales del mundo

Parejas de todo el mundo juegan sexualmente… aunque en ciertos países se siguen una serie de rituales o prácticas poco insólitas.Iría, te ofrece una panorámica de las costumbres sexuales que se practican en distintos rincones de nuestro planeta.

Quizá lo que nosotros vemos como algo normal, para otras personas es sumamente extraño y viceversa.

  Wodaabees: robo de esposas. Estos indígenas de Niger generalmente se casan dos veces, la primera por conveniencia u obligación y la segunda por amor. El primer enlace lo conciertan los padres y es entre primos o familiares. En el Festival Anual de Gerewol, los varones wodaabes se disfrazan y se roban a la chica que realmente aman. Si logran eludir al marido distraído, la nueva pareja es socialmente reconocida.

 

-En algunas tribus de Nepal se practica la poliandria. Esto significa que entre varios hermanos comparten una misma mujer. Creo que esto hace que la población disminuya lentamente, ¿no te parece?

-Los rituales sexuales brasileños son, sobre todo, salvajes. Después de demostrar su valentía en combates hombre a hombre, el vencedor no solo se gana el reconocimiento de todo el mundo, sino también el lecho de su amante, por supuesto.

-La tribu Walibri centra todos sus rituales cotidianos en el pene. De hecho, se dan los buenos días apretándose el pene.

-En las islas Carlina: el atractivo de los labios genitales. Cuando cae la noche, los hombres se inmiscuyen en la habitación de las mujeres sin hacer el menor ruido. Les levantan la falta del camisón para poder contemplar sus labios genitales. Los retozos sexuales siguen un ritual muy especial, que consiste en que el hombre acaricie el clítoris de la mujer con su pene hasta alcanzar el séptimo cielo.

-Isla Mangaia, Pacífico Sur. Aquí las mujeres mayores tienen relaciones sexuales con jovencitos de 12 o 13 años. Según dicen sus habitantes esto les dará la experiencia para que en un futuro puedan complacer a sus parejas.

-En Hawái: Durante los rituales en grupo, tanto hombres como mujeres entonan todo tipo de odas a sus zonas genitales y, durante estos cánticos sexuales, “bautizan” a sus miembros, poniéndoles un nombre.

-Tribu Kreung, Camboya. En esta tribu, los ancianos construyen cabañas para que las hijas mujeres tengan relaciones con diferentes hombres antes de elegir el que estará con ellas para toda la vida.

-En Nueva Guinea: el esperma como bebida. Los jóvenes de la tribu Sambian deben seguir un ritual de iniciación para alcanzar la edad adulta. Les mantienen alejados de las chicas hasta que cumplen los 17 años. El ritual consiste en beberse el esperma de los abuelos, o de los guerreros más valientes de la tribu, para así ganar fuerza y heredar sus virtudes guerreras. A partir de entonces, se les permite unirse al clan de las mujeres.

-En África: Ciertos rituales sexuales se llevan a cabo en reservas naturales. Ahí, la pareja debe recibir la energía sexual de los animales salvajes para así intensificar el ardor de las relaciones sexuales.

 -En Estados Unidos: Para amenizar su vida sexual, algunos norteamericanos practican un ritual originario del Midwest, denominado Ponyplay. Este ritual consiste en enjaezar a la mujer y montarla como a un animal.

-En Egipto: Durante la época de los faraones, estos se masturbaban en el Nilo para así perpetuar el ritual según el cual el flujo y reflujo del río estarían causados por la eyaculación del Dios Atoum.

-En Camboya: Cuando los jóvenes de la tribu alcanzan la adolescencia, se reservan ciertos lugares para la práctica sexual. Los chicos desfilan por las distintas camas de las chicas hasta que surge la chispa, la química. Es entonces cuando pueden unirse en matrimonio.

-Tribu Sambian, Nueva Guinea

Es una tradición de esta tribu de Nueva Guinea la de separar a los niños de las niñas entre los 7 y los 10 años. Es en este periodo en el que se someten a diferentes perforaciones y son obligados a beber semen de los guerreros más poderosos de la tribu.

-Tribu Trobriandés, Papua, Nueva Guinea

Aquí tienen una práctica sexual un tanto extraña para Occidente, pues sus habitantes empiezan a abrazar la sexualidad a una edad muy temprana. Los niños se inician sexualmente entre los 10 y los 12 años y las niñas a partir de los 6 años.

Es increíble como lo que nosotros en Occidente pensamos que es extraño y que no pasaría -o no debería pasar –, es algo normal en otras culturas. Esto da la pauta que la sexualidad se vive como mejor nos parece y como nuestros antepasados nos enseñaron.

Si te ha gustado este post, quizás te interese saber más sobre nuestras parafilias del mundo occidental.



Comentar

Se el primero en comentar

Notificación de
avatar
wpDiscuz