Líbano se convierte en el primer país árabe en celebrar el Orgullo Gay

Líbano se convertirá este domingo en el primer país árabe que celebra el Orgullo Gay, a pesar de que se cancelaran las actividades por el Día Internacional contra la Homofobia previstas para la semana pasada tras las amenazas de un grupo salafista (la Asociación de Estudiosos Musulmanes de Líbano).

El programa en defensa de los derechos de la comunidad LGBT fue propuesto por Proud Lebanon, una asociación sin ánimo de lucro que promueve la igualdad, precisó Universogay.com.

"Es realmente increíble, es un gran logro, es la más grande exposición", declara Bertho Makso, director de Proud Lebanon, sobre lo sucedido el Día Internacional contra la Homofobia, a pesar de que no llegaron a concretar todo lo previsto.

No obstante, para el activista celebrar el Orgullo Gay "supone igualmente un hito en la vida de las personas homosexuales, bisexuales y transexuales del Líbano a pesar de las amenazas y la oposición local de algunos grupos".

Pese a que el movimiento por los derechos de los homosexuales ha crecido constantemente en Beirut, las relaciones entre personas del mismo sexo siguen estando castigadas con hasta un año de prisión en base al artículo 534 de su Código Penal.

"Antes éramos como ONGs individuales, aquí y allá, haciendo actividades, pero ahora es toda una semana de actos que tienen lugar alrededor de la ciudad, llegará a más gente y se extenderá más tolerancia", asegura Makso sobre todo lo que tienen previsto hacer.

La mayoría de los países de la región no toleran una demostración abierta de la forma de vida del colectivo LGBT. Son pocos los países de Oriente Medio que otorgan derechos a ciudadanos homosexuales, bisexuales o transexuales. Muchos corren el riesgo de multas, cárcel e incluso la muerte, y se exponen a la exclusión social y el abuso generalizado.

El Orgullo Gay se celebrará en Batroun como "una sentada mayor, que tiene previsto reunir a cientos de personas en torno a un día de campo en las alturas de las montañas del Líbano", precisa la edición digital del periódico Libération.

"Este es un paso importante del que estamos orgullosos —dice Hadi Damien, promotor del evento—. Una señal alentadora para la promoción de la dignidad humana y la denuncia de la violencia basada en la diversidad de sexo y género".

"Lo que necesitamos es asegurarnos de que la gente es consciente de que la diversidad está perfectamente bien y lo que no está bien es cuando tienes un molde en el que quieres poner a todo el mundo", añade.

A pesar de que las encuestas manifiestan que la mayoría de los libaneses siguen rechazando las relaciones entre personas del mismo sexo, Damien sostiene que "la sociedad civil está totalmente preparada para este discurso".

Según señala un reporte de Europa Press, este año un tribunal de Beirut estableció que la homosexualidad no era un crimen, sino una elección personal.

Comentar

Se el primero en comentar

Notificación de
avatar
wpDiscuz