Que opinan las mujeres de los tríos y otras fantasías

Existen cuatro tipos de fantasías sexuales según el momento del mes en las que, se presupone, las mujeres desearían participar:

  • Una mujer y un hombre (MH) 
  • Una mujer y dos hombres (MHH) 
  • Dos mujeres y un hombre (MMH) 
  • Dos mujeres y dos hombres (MMHH) 

Curiosamente, tal y como explicaban los expertos, la combinación MHH se lleva la palma especialmente cuando ellas se encuentran en la fase más fértil de su periodo menstrual, lo que, aumentaría sus posibilidades de ser fecundadas.

¿Un objetivo más allá del orgasmo?

Para llegar a estas conclusiones les pidieron a las mujeres participantes que hiciesen una lista con sus cuatro fantasías sexuales principales y las ordenasen de mayor a menor deseo. Sorprendente mente, a excepción de las mujeres que tomaban anticonceptivos, la posición de las cuatro categorías mayoritariamente seleccionadas variaba en función del momento del ciclo en el que se encontraban.

Hacer un trío

"Sí, sí, sigue soñando". Vale que son capaces de apreciar las formas femeninas. Vale que una vez, después de unos vinos, una novia tuya besó con lengua a una amiga para ver qué pasaba y no le dio asco. Pero el sexo, para la mayoría de ellas, es otra cosa muy distinta. 

A ti te gustan las películas de acción, con hombres musculosos y ágiles, y te gusta mirarlos. ¿Quieres acostarte con ellos? Pues esa es la sensación de las mujeres heterosexuales cuando llega la hora de la verdad. No lo flipes.

Disfrazarse

De enfermera, de vampiresa (ojo, vampira no vale), de colegiala, de ... lo que sea, menos de persona normal.

 Hay una filia que consiste en mujeres vestidas de ardilla y comiéndose, ejem, tus 'nueces'. ¿De verdad es necesario ver a la persona deseada convertida en roedor? ¿No te llevaron a un campamento como deseabas de pequeño y tienen que pagarlo tus parejas?

Vestirse les gusta, les interesa la ropa y quieren estar atractivas para ti, pero no a cualquier precio. Medias de rejilla, antifaces de seda, pelucas favorecedoras... Vale. ¿De pequeña mamífera peluda? Eso va a haber que negociarlo.

Sexo oral

"Dime algo que no sepa", piensa la media de las personas con ovarios del planeta cuando les dices que te gustaría una 'bajada a los infiernos'.

Está muy visto, aunque tampoco significa que no les guste. De hecho, muchas de ellas tienen reparos solo porque no están seguras de su técnica. Si han echado un vistazo a algunas fascinantes tragasables del celuloide, puede que se imaginen en situación y teman salir menos airosas. Si la ves tímida en ese terreno, no se te ocurra hacer ningún movimiento que añada presión, como por ejemplo sujetarle la cabeza. 

Prueba con caricias, que es lo que está haciendo ella con su lengua, y tampoco hagas que se sienta como si te estuviera haciendo un favor humillante (por ejemplo dándole las gracias de forma exagerada). Si la situación es natural y si vas guiándola con signos de placer cuando lo hace bien, es mucho más probable que se aficione.

Y claro, para que vaya realmente bien, la reciprocidad es obligada. 'Dad y recibiréis', dice el cristianismo. 

Sexo anal

Hablando de dar y recibir, este es otro de los clásicos básicos para muchos hombres. Si lo que quieres es darlo, que sepas que la primera reacción de ella es '¡ay!', mientras tensa instintivamente cierta zona de su cuerpo.

'¿Qué haces mirando ahí? ¡Estoy aquí arriba!'

Como exploración de vez en cuando puede estar bien, pero entiende que no va a ser la media como norma general. Es un premio que hay que ganarse, y probablemente sea más fácil tras asumir ciertos compromisos. El placer anal no es un viaje de fin de semana, sino una luna de miel. ¿Seguro que quieres dar ese paso?

Acabar en lugares extraños

Hacerlo en sitios exóticos interesa a muchas mujeres, si te gusta esto tienes bastantes posibilidades de salirte con la tuya, a algunas mujeres también les excita el hecho de cambiar el escenario y la posibilidad de sorprendida.

Verla masturbarse

Es rarito. Yo sé que estás ahí, tú sabes que te estoy viendo... es lo contrario a la intimidad, y hasta las más exhibicionistas suelen encontrar extraña esa mezcla entre la distancia y el sexo con alguien.

 

En este mundo, existen las dos opciones, si tienes la suerte de caer con una mujer como yo abierta de miras y que le gusta experimentar con su pareja al 100% estas, de enhorabuena, si no, este post te lo deja claro, no a todas las féminas les gustan vuestras fantasías y no las comparten con vosotros.

 





Comentar

Se el primero en comentar

Notificación de
avatar
wpDiscuz