Tener relaciones sexuales promete una jornada laboral más productiva

Mantener una saludable vida sexual mejora la satisfacción de las personas en su trabajo y aumenta su compromiso en la oficina.De los beneficios de salir bien folladitos de casa y sus efectos positivos en el rendimiento laboral se esta hablando mucho últimamente.

Para comprobarlo, estos investigadores llevaron a cabo un estudio consistente en la realización de una serie de encuestas, dos veces al día durante dos semanas, a 159 empleados, todos ellos casados.

Una vez recogidas sus respuestas, comprobaron que aquellos que mantenían sexo habitual con sus parejas tenían un mejor rendimiento laboral en la jornada siguiente y que, además, estos efectos positivos podían mantenerse hasta veinticuatro horas.

Esto puede resultar un fastidio para aquellas personas que no tienen ocasión de mantener este tipo de relaciones de forma habitual, por lo que los investigadores aclaran también que el sexo no es indispensable y que puede bastar con realizar la noche anterior a la jornada laboral cualquier afición que no tenga nada que ver con el trabajo. Esos correos sin contestar puede esperar, la presentación para la charla de la próxima semana puede esperar. La ciencia lo sabe: no hay mejor forma de ser un buen trabajador que olvidarse del trabajo por unas horas. Y si es practicando sexo, pues mejor que mejor.

No fue esta investigación la que citó un concejal de la localidad sueca de Övertorneå cuando propuso sexo en horas de trabajo. Pero estaba en lo cierto: «Debemos apoyar el aumento de la natalidad. Dado que el sexo es una excelente forma de hacer ejercicio con efectos positivos que están documentados para el bienestar de las personas, el municipio podría matar dos pájaros de un tiro y animar a los empleados a disfrutar de algunas horas libres para ir a casa y tener relaciones sexuales con su pareja», expuso el concejal en su propuesto.

 

Ahora, un estudio viene a confirmar que aquellos matrimonios que tienen una vida sexual saludable (en casa, no en la oficina) tienen al día siguiente una mejor jornada de trabajo y mayor propensión a involucrarse en sus tareas y a disfrutar de la vida laboral, explica señala Keith Leavitt, profesor de la Universidad de Oregón.

En Suecia algunos van allá: un consejero municipal quiere conceder una hora de pausa a los empleados para dedicarse a la actividad sexual, con el objetivo de mejorar la productividad, pero también para ayudar a aumentar la natalidad en la región, al parecer muy comprometida.

Las parejas folladoras reportaron estados de ánimo más positivos al día siguiente, y que además se mostraban de un considerable y visible buen humor que duraba todo el día, repercutiendo positivamente en una mayor productividad y satisfacción durante toda la jornada laboral.

 

¿Pero que sucede cuando uno no las consigue en su casa y pasa a ese porcentaje de personas que tienen sexo con compañeros de trabajo?

"El roce hace el cariño". Y es que, cuando se está más de ocho horas al día con una persona es muy complicado que al final no pase algo entre ellos. Mucha gente conoce a personas en un bar, entre bailes, copas, sin poder oírse bien; pero en el trabajo es diferente. Allí hay una relación de compañerismo, confianza, en donde cada uno demuestra sus aptitudes y se ven con regularidad, por eso, es muy común que haya tantas parejas en el trabajo.

Realmente es bueno?
De acuerdo a expertos, son pocos los departamentos de recursos humanos de las empresas que utilizan implícitamente normas para prohibir relaciones formales y amoríos entres sus empleados. Sin embargo, esta situación en ocasiones trae consigo algunos aspectos negativos, debido a que en ocasiones los enamorados mezclan abiertamente el trabajo y su relación amorosa, generando circunstancias como pérdida de tiempo, rumores de los compañeros, discusiones entre los involucrados dentro de la empresa y deterioro del clima organizacional.

La mayoría de los expertos en temas sexuales han demostrado que tener una actividad sexual constante tiene muchos beneficios en términos de salud física y mental, sin embargo estudios recientes demuestran que tener una actividad sexual frecuente, también beneficia a los individuos en la parte laboral.

Los expertos señalan que, cuando los individuos presentan una actividad sexual constante, se vuelven más creativos en el área de trabajo donde se desarrollan, tienen ideas frescas que ayudan a resolver problemas con mayor facilidad, los químicos naturales que genera el cuerpo produce sentimientos de confianza en las personas, hace que la gente sea más tranquila, les da un sentido de cooperación con el equipo de trabajo, puede desencadenar sentimientos de competitividad en el ser humano y por ende elevar su productividad en la oficina.

¿Lo peor de tener una relación con tu compañero? Tener que verle todos los días, por obligación, aun si la cosa no ha salido bien. También está el peligro de que descubran la relación, que preocupa a una de cada cinco mujeres (21%). No obstante, solo al 10% le preocupa que toda la oficina se entere de su affaire, pues creen que no afectaría para nada a su progresión profesional en la empresa. De hecho, la encuesta mostró que estamos más dispuestos a vivir el momento y disfrutar de la vida que preocupados en avanzar en nuestras carreras.La mayoría de los infieles que deciden no mezclar negocios con placer lo hacen porque tienen miedo de ser descubiertos por el resto, lo que les haría sentir incómodos".

Y hasta aquí puedo leer. Pensadlo bien, no querréis ser los mal follados de la oficina, salir de casa por la mañana con el "trabajo" hecho..para no llegar a vuestro trabajo con tentaciones.

si te ha gustado este post, quizás te interese leer un relato sobre infidelidades profesionales....

Y tú, ¿has experimentado la infidelidad en el trabajo?, ¿por qué?

 



Comentar

Se el primero en comentar

Notificación de
avatar
wpDiscuz